Técnicas de Aprendizaje activo para la Flipped Classroom

Últimamente, la tecnología y su uso en la educación están de gran actualidad. Entre las mil formas en que se pueden usar todas las herramientas que las TIC’s ponen a nuestra disposición, el enfoque de “clase invertida” o “Flipped clasrrom” atrae mucha atención. Son muchos los colegas de todos los niveles educativos que están probando este planteamiento metodológico que supone una utilización importante de medios audiovisuales y tecnológicos. Hay muchas y buenas referencias que explican en qué consiste esta técnica docente. Sólo indicaré que se trata de invertir las actividades típicamente llevadas a cabo en clase: el primer contacto de los alumnos con el contenido se hace  fuera de clase mediante recursos audiovisuales, multimedia o textos. El tiempo de clase se utiliza para la aplicación, el análisis de esos contenidos y para la creación de nuevos materiales. En definitiva, para practicar lo aprendido, generalmente trabajando en grupos, discutiendo y pensando con compañeros y profesores. Todo esto tiene unas implicaciones muy importantes para el papel del profesor y los alumnos tanto en clase como fuera de clase.

Curiosamente, una de las principales complicaciones a las que se enfrentan los docentes que quieren poner en marcha este tipo de experiencias no está relacionada con la tecnología. Aparentemente, la cuestión tecnológica es relativamente fácil de resolver. El mayor problema que se plantean los profesores reside en qué hacer durante el tiempo de clase si no pueden (no deben) proceder a explicar un contenido con el que los alumnos ya están familiarizados gracias a los videos y materiales previos.

Esto nos lleva directamente a la necesidad de desarrollar durante ese tiempo de clase lo que se conoce como aprendizaje activo, una serie de técnicas de instrucción con las que ni docentes ni alumnos estamos muy familiarizados. En una entrada anterior en este blog hablaba sobre este enfoque metodológico y hay muchas referencias al respecto.

Para trabajar sobre cómo resolver esta dificultad, los pasados 3 y 4 de Diciembre de 2015, gracias a una invitación de Luis Murillo Zamorano y el apoyo del Servicio de Orientación y Formación Docente de la Universidad de Extremadura, estuve en Badajoz, en la Facultad de Económicas impartiendo el taller  “Técnicas de Aprendizaje activo para la Flipped Classroom”.

La idea central de ese taller, y sobre la que enfoqué todo su desarrollo, es que mis “alumnos”, compañeros, profesores también de Educación Superior, experimentaran por si mismos lo que es trabajar con esas técnicas. No quería exponer un recetario de posibles alternativas a la clase expositiva, sino que traté de que las distintas opciones y contenidos más teóricos se fueran sucediendo en las actividades que ellos tenían que desplegar. Además, me puse como reto que estas actividades fueran todas “analógicas” es decir, que no fuera necesario el uso de ordenadores ni otros dispositivos para llevarlas a cabo. Para respetar el formato de “Flipped clasrroom” los alumnos tenían que ver una serie de videos y materiales previamente al taller.

Así, la primera sesión trató de la activación de conocimientos previos. El contenido central era el aprendizaje colaborativo. Como tarea previa, tuvieron que ver en Blendspace los videos indicados para esa sesión e introducir, para cada vídeo, tres ideas de las planteadas en el mismo que consideres clave para este tema. En clase, hicimos una sesión de Preguntas-Respuestas con estructura Think-Pair-Share. Para finalizar, un breve resumen por mi parte sirvió para fijar contenidos e ideas. La segunda sesión consistió en el diseño de actividades. Como contenido central trabajamos la Taxonomía de Bloom y su potencialidad para la elaboración de resultados de aprendizaje. El producto a elaborar fue redactar en grupo varios resultados de aprendizaje para una actividad concreta asociada a un artículo de periódico. Como tarea previa también había que ver unos videos disponibles en Blendspace. Organicé la tercera sesión en torno a una discusión guiada cuyo tema central era la pedagogía del siglo XXI. El material previo eran así mismo unos videos de Jordi Adell sobre esta cuestión, previamente visionados. De esta forma, mostré varias técnicas de preparación de la discusión en pequeño grupo y de intervención guiada de los alumnos en el debate. La última sesión la dedicamos a analizar experiencias de aprendizaje activo llevadas a cabo en distintos contextos, resúmenes de mi propia experiencia y presentación de materiales adicionales.

Por tanto, conseguimos desarrollar un taller en el que se experimentara, de forma activa, cómo utilizar las horas de clase presencial sin tener que volver a exponer contenidos ya familiares para el alumno y que éste se convirtiera en protagonista del aprendizaje.  Para mí fue una experiencia muy gratificante: supuso un doble reto. Por un lado, siempre lo es, cuando los que tienes delante son tus propios compañeros. Por otro, asusta un poco dejar de lado toda estrategia expositiva y tirarse a la piscina de las actividades y  que sean los asistentes quienes “trabajen”. Puede salir bien o no, dependiendo de la disposición de los “alumnos”. En este caso, nos divertimos muchísimo y creo que la semilla del Aprendizaje Activo está sembrada en Extremadura. Muchas gracias a Oscar, María, Edi, Aurora, José Ángel, Teresa y Luis por su entusiasmo y calurosa acogida a mis propuestas.

 

IMG_4566IMG_4570

 

 

Be Sociable, Share!

3 Responses to Técnicas de Aprendizaje activo para la Flipped Classroom

  1. Luis R. Murillo Zamorano 29 febrero, 2016 at 11:56 #

    Buenos y activos días Nuria!

    ¿Qué tal por Oviedo? Por aquí, muy entretenidos con el Flipped Classroom y animados por tu magnífico curso, “empapelando” las clases con pósters colaborativos, :).

    Te comento: estoy flipeando el curso de Macroeconomía. Para ello, les dejo a mis alumnos el material audiovisual previo en Blendspace. Ellos rellenan un cuestionario online con un breve resumen de los contenidos y/o me suben un vídeo personal con los aspectos que más les ha costado entender. En clase, comento los principales resultados de sus cuestionarios y/o vídeos y a partir de ahí desarrollamos actividades de aprendizaje activo incidiendo en aquellos aspectos que ellos han identificado como más complicados del tema.

    Entre estas actividades, una de las que está teniendo más éxito, es la elaboración de “pósters de investigación”, realizados en grupos colaborativos (puzzle de Aronson) que tras ser coevaluados por los propios compañeros, terminamos colgando en las paredes del aula y eligiendo los mejores…con alguna que otra “insignia” incluida…

    No veas cómo currelan y encima pasándole bien… Ah y el tema de los “rotuladores” les encanta, jaja…

    Una vez más, muchas, muchas gracias, por el curso que nos diste y seguimos en contacto.
    Un abrazo.
    Luis

  2. Teresa 4 marzo, 2016 at 13:31 #

    Hola Nuria!
    Te doy las gracias nuevamente por ilustrarnos con tu experiencia aquí en Badajoz.

    Aquí yo he empezado a “flipear” con la asignatura de Economía Española y Mundial.
    La dinámica de trabajo es muy parecida a la de Luis. Dejo material audiovisual previo en Blendspace. Los alumnos rellenan un breve cuestionario online sobre el material y después en clase, afianzamos los aspectos más complejos con “poster de investigación, ilustrados en color” realizados con técnicas de aprendizaje colaborativo (Jigsaw puzzles). También hemos realizado algún Kahoot .
    Lo cierto es que las clases ahora son más dinámicas, divertidas y realmente creo que trabajan y aprenden más lo alumnos.

    Gracias por mostrarnos otra forma diferente de ver las cosas….

    Un abrazo

    Teresa

    • Nuria Hernández Nanclares 4 marzo, 2016 at 15:11 #

      Muchas gracias a vosotros por vuestro recibimiento y entusiasmo!!
      Me alegro mucho que algunas de las cosas que comentamos os sean útiles. Tendremos que vernos pronto par intercambiar experiencias…
      Un abrazo muy fuerte.

Deja un comentario